Publicidad

TARTA SAN MARCOS

Tarta San Marcos, historia:


La receta de hoy es un postre muy famoso, nada más y nada menos que la Tarta San Marcos. Es algo laboriosa de hacer, ya que requiere de 3 partes a cocinar por separado más luego el montaje final. Al parecer tiene su origen en el Convento de las monjas de San Marcos, situado en León (España). Fue allá por el siglo XII cuando la reina Sancha creó este convento como refugio y hospital para los peregrinos que iban a Santiago, así que fijaros la cantidad de años que tiene este postre desde la primera vez que se hizo.

Publicidad

Vídeo paso a paso:


Publicidad

Ingredientes


  • 1 bizcocho para tartas húmedas (VER RECETA)

  • 375 g de azúcar

  • 125 g de agua (para la crema de yema)

  • 15 g de harina de maíz

  • 8 yemas de huevo

  • 1 cucharadita de esencia de vainilla

  • 1 litro de nata líqudia para montar (crema para batir)

  • 300 g de azúcar glas

  • 250 g de queso crema

  • 1 cucharada sopera de cacao en polvo

  • 1 vaso de azúcar (para el almíbar)

  • 1 vaso de agua (para el almíbar)

  • 1 chupito de ron (para el almíbar)



Publicidad

Tarta San Marcos, preparación:


  • Paso 1

    Lo primero que haremos será el bizcocho, para lo que os voy a dejar la receta que publiqué hace unos días y que podéis ver PULSANDO AQUÍ.

  • Paso 2

    Una vez tengamos el bizcocho hecho y enfriado, nos ponemos a hacer el almíbar. Ponemos en un cazo los 375 g de azúcar, los 125 g de agua y la esencia de vainilla. Encendemos el fuego y comenzamos a remover para que se disuelva todo el azúcar.

  • Paso 3

    A medida que se vaya calentando, llegará a hervir despacio. El punto para retirarlo del fuego es cuando levantemos el batidor y caiga un hilito muy fino desde el mismo hasta el cazo. Después dejamos que se enfríe y hacemos la crema de yema.

  • Paso 4

    Ponemos en un bol las yemas de huevo y la fécula de maíz, mezclando a continuación hasta que consigamos una mezcla uniforme.

  • Paso 5

    Una vez frío el almíbar, lo vamos añadiendo muy poco a poco a la mezcla de yemas mientras removemos.

  • Paso 6

    A continuación, vertemos toda la mezcla en el cazo del almíbar y lo ponemos al fuego para que reduzca. Removemos sin parar hasta el punto que veáis que quiere romper a hervir. Será entonces cuando lo retiremos del fuego.

  • Paso 7

    Es el momento de montar la nata mientras se enfría la crema de yema. En el bol del batidor (o uno normal si no tenéis batidor de brazo mecánico) ponemos la nata líquida (crema para batir) y batimos durante 2 minutos a velocidad máxima. Después ponemos el azúcar y otros 2 minutos. Finalmente, añadimos el queso y volvemos a batir hasta que esté bien montada y espesita, pero sin llegar a hacerse mantequilla, que es lo que ocurre cuando se bate demasiado. Una vez hecha, la metemos en la nevera durante un rato.

  • Paso 8

    Mientras se enfría la nata, hacemos el almíbar con el que vamos a emborrachar el bizcocho. Ponemos en un cazo el vaso de azúcar, el de agua y el chupito de ron (tal y como especifico en los ingredientes). Removemos para que se disuelva el azúcar y contamos 5 minutos desde que comience a hervir. Después lo retiramos del fuego y dejamos que se enfrie.

  • Paso 9

    Sacamos la nata de la nevera y ponemos unas cuantas cucharadas en un bol, junto a 1 cucharada sopera colmada de cacao en polvo. Mezclamos bien hasta que consigamos una nata de chocolate uniforme.

  • Paso 10

    Ahora procedemos al montaje final de la tarta. Cortamos el bizcocho en 3 capas con la ayuda de una sierra de repostería como este de Tescoma que podéis ver PULSANDO AQUÍ.

  • Paso 11

    Preparamos una bandeja rectancular con 4 trozos de papel de aluminio en cada uno de los lados, para que no se nos ensucie. Colocamos la capa que hará como base y la empapamos bien con el almíbar. A continuación, ponemos una buena capa de nata de chocolate.

  • Paso 12

    Tapamos con otra capa de bizococho, la empapamos y ponemos una capa un poco más gruesa de nata.

  • Paso 13

    Colocamos la última capa de bizcocho, la empapamos como las otras y extendemos una capita de crema de yema.

  • Paso 14

    Ahora espolvoreamos un poquito de azucar moreno por encima de la yema y la quemamos un poco con un soplete de cocina (si tenéis) y conseguir la famosa yema tostada.

  • Paso 15

    Rematamos poniendo nata en una manga pastelera y haciendo líneas de nata verticales alrededor de toda la tarta San Marcos.

  • Paso 16

    Y ya está amig@s, hemos terminado, por fin, la preparación de esta impresionante tarta San Marcos. Sé que es laboriosa, pero os aseguro que merece mucho la pena el resultado. Si no, preguntadle a los de mi cuadrilla, que entre todos le sacamos lumbre después de cenar. Me despido ya, no sin antes recordaros que mañana tenemos nueva receta en Cocina Familiar. ¡Hasta mañana!


Publicidad

Descarga y disfruta la APP de Cocina Familiar:


VIDEO DEL DIA EN MI CANAL DE YOUTUBE (SUSCRIBETE)


Deja tu comentario


Síguenos en redes sociales


2 Comentarios
Victoria di Faggioni
14/01/2018

Buenas recetas , un gran aporte para mi , renovar y aprender siempre algo nuevo y novedosas . Estare siempre atenta a sus recetas . Muchas gracias ????!!!

Alejandra Raquel Domínguez Platero
19/04/2017

Hermosas y faciles.las recetas.Simple su preparacion y dejan satisfecho al comensal gracias por compartir.

Colaboran con Postres Caseros:

   

Postres Caseros colabora con:

Usamos cookies propias y de terceros que entre otras cosas recogen datos sobre sus hábitos de navegación para mostrarle publicidad personalizada y realizar análisis de uso de nuestro sitio.
Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. OK Más información